En la mañana de este jueves hablamos con el Médico Veterinario Juan Pablo Vottero ante la llegada de mensajes que solicitaban información ante una advertencia por un virus mortal para animales que causó la muerte de varias mascotas.

Vottero explicó que se trata de la Enfermedad de Aujeszky también conocida como “pseudorabia”. Es un padecimiento viral altamente contagioso que afecta a diversas especies de animales, tanto domésticos como silvestres, aunque los cerdos adquieren especial relevancia por ser los hospedadores naturales y transmisores del virus.

La Palabra del Médico Veterinario Juan Pablo Vottero en Radio 2000

La enfermedad de Aujezsky es una patología de origen vírico propia de cerdos y jabalíes. Se transmite a perros cuando se alimentan de restos de estos animales, lo que les ocasiona síntomas respiratorios, digestivos, reproductivos e incluso neurológicos que pueden provocar la muerte. Por esta razón es muy importante que los perros de caza o de explotaciones ganaderas no ingieran restos orgánicos infectados.

Esta enfermedad provoca síntomas respiratorios, digestivos y reproductivos. El más reconocible es el picor en la zona de alrededor de la boca. Además, también puede provocar cuadros nerviosos de encefalitis con signos similares a la rabia, por lo que a esta patología también se la conoce como pseudorrabia.

El período de incubación dura entre 2 y 7 días. Se trata de una enfermedad mortal horas después de iniciarse el cuadro en todos los casos. Existe una vacuna para aplicar en cerdos, que es obligatoria en España, pero no hay disponible ninguna para perros. Por suerte la enfermedad de Aujezsky no es transmisible al hombre.

Por esta razón es importante que evitemos alimentar con restos crudos a los perros y también es necesario eliminar adecuadamente los despojos de huesos y carne de cerdo, impidiendo que los perros puedan llegar a ingerirlos. Tampoco es aconsejable que estos perros permanezcan mucho tiempo en contacto con las piezas.