http://www.turismocordoba.com.ar/canals/img/img-inicial.jpgLa inminente llegada del nuevo año sin estar al lado de la mujer que amaba y los celos que le provocaba que ella estuviera relacionándose con otro chico del pueblo habrían sido los motivos determinantes para que cargara un viejo rifle y subiera a su camioneta.

Así fue que, luego de andar un par de cuadras, encontró al muchacho en cuestión cerca de la plaza, se bajó, discutieron y le disparó desde muy cerca. Lo fusiló, prácticamente. Esa es la reconstrucción que hacen los investigadores respecto al caso de Néstor Daniel Cheneau (25), quien fue baleado la madrugada del 31 de diciembre de 2012 en la localidad de Canals, en el departamento Unión.

Cheneau permaneció casi tres semanas agonizando en la terapia intensiva del Hospital San Antonio de Padua, en la ciudad de Río Cuarto. Finalmente, el martes pasado, su corazón no resistió más y murió.

Por el ataque a este muchacho, desde el mismo 31 de diciembre permanece detenido un amigo suyo: Franco Ezequiel Herrero (22). Para la Justicia, no caben dudas de que él habría sido quien disparó la escopeta aquella madrugada. Antes de la feria de judicial, la fiscal de La Carlota, Ana Venturuzzi, lo había imputado por tentativa de homicidio. Todo indica que con el deceso del joven, la causa cambiará a homicidio agravado por el uso de arma de fuego.

Fuentes calificadas de la causa confirmaron a La Voz del Interior que el móvil del crimen habría sido un “profundo ataque de celos y de ira” que el supuesto autor habría tenido contra el otro muchacho, dado que este último se estaba “relacionando” con la exnovia de quien hoy permanece detenido. “El chico no soportaba que su la joven estuviera viéndose ahora con quien encima era o había sido tiempo atrás su amigo”, confió una fuente calificada de la investigación.

Una versión da cuenta de que, al ser atrapado, Herrero habría admitido la autoría del crimen y los celos que lo perseguían desde hacía tiempo.

Emboscada. Eran poco más de las 4 de la de aquel lunes 31 de diciembre, cuando Néstor Cheneau retornaba hacia su domicilio. Hasta poco rato antes había estado con amigos en la plaza del pueblo de Canals. Caminaba solo.

De pronto, según testigos, se escuchó un vehículo que aceleraba y frenaba a metros. Cheneau se detuvo y ni intentó correr. De una pick up se bajó un muchacho con una escopeta calibre 28. Los focos del vehículo iluminaban la escena. Hubo un par de gritos entre ambos, insultos y, de pronto, el del arma disparó. Los perdigones alcanzaron de lleno al cuerpo de Cheneau, quien cayó gravemente herido. Los plomos le dieron en el tórax y en el abdomen.

El agresor subió a la camioneta y se marchó. Con los datos de testigos, a la media hora fue capturado por la Policía. No se resistió. Al igual que Cheneau, Franco Herrero es un joven muy conocido en Canals, que vivía con sus padres y trabajaba. Dadas las gravísimas heridas sufridas, Cheneau fue derivado al Padua de Río Cuarto. Estuvo en gravísimo estado estas semanas y fue operado. El martes no aguantó más.

Escuchá el audio de la policia en MultimediosMaldoni


/>

 

(Visited 54 times, 1 visits today)